Existen algunos riesgos de natación para bebés que los padres deben considerar antes de exponerlos a esta actividad. Sobre todo si están en los primeros meses de vida, deben exponerse esto solo con personal instruido en la actividad.

Si bien existen muchos beneficios de la natación en infantes también hay ciertos riesgos a los que estar atentos. Sobre todo si se practica la matronatación en lugares no apropiados ni bien adecuado para los bebés.

Cosas tan comunes como diarreas por la ingesta de agua contaminada o mal tratada, hasta infecciones de piel complicadas. Todo esto y otras cosas se pueden esperar como riesgos de natación para bebés, por eso hay que estar preparados.

Riesgos de natación para bebés en la piel

Como mencionamos anteriormente puede que por la exposición del agua de piscina se presenten infecciones de piel. Algunos riesgos de natación para bebés en la piel pueden ser la aparición de pitiriasis versicolor, una infección por hongos. Esta infección se ve como manchas blancas en la piel en formas de puntos, más notable en piel bronceada.

Una infección de la piel bastante preocupante y que representa un riesgo de natación para bebés es el molusco contagioso. Estas lesiones del molusco contagioso se ven como pequeñas verrugas con un centro deprimido que se contagia especialmente en piscinas.riesgos de natación para bebés

Otra infección de piel que se puede adquirir en bebés que practiquen natación es de hongos en los pies. Sobre todo en bebés que ya sepan caminar y se dejen de pie en las duchas donde hay hongos.

Algunos riesgos en los ojos para los bebés que practican natación.

Un área que está muy expuesta además de la piel durante la natación en bebés son los ojos. Es un riesgo de natación para bebés el contagio de conjuntivitis tanto química como vírica, sobre todo en bebés pequeños.

La conjuntivitis vírica causada por adenovirus los cuales pueden permanecer en el agua y son muy contagiosos. Y la conjuntivitis química causada por la concentración excesiva de cloro en la piscina, más si está expuesta al sol. Ambas son muy dolorosas e irritantes y pueden causar malestar y fiebre en los niños, algo por lo que preocuparse.

Por otro lado también existen riesgos de natación para bebés que no afectan directamente los ojos, pero bastante riesgosos. La hiperhidratación por la continua ingesta de agua, los traumatismo por saltos en niños grandes, y más trágico el ahogamiento.natación para bebés y sus rieesgos

¿Cómo prevenir los riesgos de natación para bebés?

Aunque no es fácil y siempre existirán los riesgos de natación para bebés es algo que se debería probarse. Sobre todo si se instruye en la materia y se busca un lugar con las condiciones adecuadas para el mismo.

La presencia de uno de los padres es necesaria para evitar cualquier riesgo, sobre todo en niños y bebés pequeños. A pesar de que los instructores estén presentes y haya un salvavidas nunca esta demás la supervisión de los padres.

Es recomendable que la piscina que se escoja cumpla con las condiciones de limpieza y mantenimiento para esta actividad. Además de que debes asegurarte de que los instructores tengan documentación de su preparación para la realización de matronatación.

Temas